jueves, 3 de junio de 2010

La DPZ edita un nuevo volúmen del "Archivo de la Tradición Oral de Aragón"

3.6.2010.

 


 

La provincia de Zaragoza conserva un importante acerbo de tradición oral en su historia y la mejor manera de conservarlo y hacerlo accesible al público es a través de un soporte tangible. Por eso, el filólogo Luis Miguel Majén, fundador del Archivo de Tradición Oral en Aragón, ha sacado a la luz el libro "Músicas de la Tierra, melodías, bailes y músicos populares en la provincia de Zaragoza".

Tras más de diez años de investigación y estudio, el objetivo de esta publicación es demostrar que a través de la tradición oral "podemos conocer mejor nuestra historia y ver como a lo largo de los siglos la provincia ha sido una tierra de acogida de muchos pueblos que han traído su música y sus instrumentos", ha destacado el autor. El volumen, que recoge tradiciones orales de las cuatro últimas décadas desde la más antigua como la flauta de boto hasta los más actuales como los instrumentos de banda, se acompaña de unas 500 fotografías y de dos CD´S con 61 canciones.

Se trata de un "soporte donde queda recogida la memoria colectiva y la identidad social" y que es una "polifonía de sonidos que tiene como protagonistas a los hombres y mujeres libros que son depositarios de una cultura heredada de generación en generación", ha apuntado la diputada de Cultura de la DPZ, Cristina Palacín.

La presentación pública del libro tendrá lugar el próximo domingo a las 12.00 horas en la capilla de la Iglesia de Santa Isabel y el acto estará amenizado con las actuaciones de distintos grupos de folclore aragonés venidos de la provincia.

Los municipios de Zaragoza también podrán solicitar su presentación, que estará acompañada de una exposición itinerante que contribuya de forma gráfica a dar a conocer este patrimonio oral.


Retrato de una provincia

El libro se ha dividido en ocho capítulos dedicados a 'Pastores flautistas'; 'Gaiteros, dulzaineros y tamborileros'; 'Gaiteros de boto'; 'Pandereteros y otros percusionistas'; 'Tañedores y rondadores'; 'Músicos de banda'; 'Cantadoras y cantadores' y 'Bailadores, danzantes y contradanceros'.

En el caso de los 'Pastores flautistas', se subraya la gran tradición de este instrumento en la provincia y el uso de la flauta de ala de buitre, "una de las más antiguas usadas por el hombre para hacer instrumentos musicales", apunta Bajén.

También destaca el protagonismo de instrumentos de aire como la gaita en las fiestas de la provincia, ya que "por su versatilidad participaban en actos religiosos y profanos", y el "gran número" de dulzaineros" que existen en municipios como Gallur.

En este mismo sentido, explica que ha dedicado un capítulo a la gaita de boto aragonesa por ser "un instrumento único" que aún se mantiene en los Monegros y localidades como Pina de Ebro. En este apartado también presenta a la saga 'los Brujos de La Almolda', con "al menos cuatro generaciones" dedicadas a este instrumento y en la que "aún toca el tataranieto".  

Además, incide en la "gran tradición" de un instrumento como la pandereta y recordó al "rey" de la pandereta: "el tío Pichines de Tauste". Entre otros ejemplos, apunta que el libro también recupera otras tradiciones, como el Dance y la Contradanza de Cetina, los desparecidos bailes de las cintas de Aguilón, Fuendetodos, Tosos y Valmadrid, o los dances procesionales de Monterde, Balconchán, Murero, Paniza y Longares.


Archivo de Tradición Oral

La diputada de Cultura de la Diputación Provincial de Zaragoza, Cristina Palacín, ha destacado esta publicación que completa el archivo de tradición oral de Aragón y de la provincia de Zaragoza. Un proyecto "pionero" en España, iniciado hace 20 años por la Asociación Cultural de Villanuey y que fue auspiciado por la Diputación de Zaragoza.

Otras publicaciones de este proyecto pertenecen a un volumen editado en 1994 sobre la tradición oral en las Cinco Villas y otro de 2003 que recogía la del Moncayo.

Todos los fondos están disponibles en la Biblioteca de la DPZ, donde se ha creado un archivo sonoro, con 80 CD de audio, y también una base de datos con las imágenes recogidas durante la investigación, que suman 4.000 imágenes digitalizadas.

viernes, 12 de febrero de 2010

Aragón registra en enero una tasa anual de inflación del 1%

12.2.2010.

 


En Aragón Liberal

La inflación se sitúa en terreno positivo por tercer mes consecutivo. En las tres provincias aragonesas la tasa anual de inflación en enero presenta valores positivos, con Teruel a la cabeza (1,5%) seguida de Zaragoza (1,0%) y Huesca (0,9%).

De acuerdo con los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), la tasa anual de inflación se situó en enero de 2010 en el 1,0% en Aragón, idéntico registro a los promedios tanto de España como de la Zona Euro. Con ello, la inflación se afianzaba en terreno positivo por tercer mes consecutivo, tras haber ofrecido valores negativos durante los siete meses precedentes.

Este comportamiento de la inflación en Aragón y España sigue respondiendo en gran parte a la evolución de los precios internacionales de las materias primas, en particular del petróleo, que en los últimos meses están empujando los índices generales de precios al alza. Así, el barril de calidad Brent cotizó en enero a una media de 76,2 dólares, lo que supone un aumento de casi el 74% respecto al mismo mes del año anterior.

Esta fuerte subida se refleja en los grupos de consumo más relacionados con el coste de la energía, en concreto el transporte, cuyos precios crecieron en enero un 6,0% en tasa anual, así como vivienda, cuyos precios crecieron un 2,9% en tasa anual debido a los combustibles para calefacción.

También subieron en términos anuales los precios de la enseñanza (2,7%) y de la hostelería (1,4%), y muy especialmente los de bebidas alcohólicas y tabaco, donde las subidas de los impuestos especiales colocan su tasa anual de inflación en el 12,6% en enero.

Estas subidas se vieron parcialmente compensadas por unas rebajas más agresivas que las celebradas un año antes, lo que se observa en la tasa anual de vestido y calzado (-1,0%). También cayeron en tasa anual los precios de alimentos y bebidas no alcohólicas (-3,2%), medicina (-1,0%), ocio y cultura (-1,9%) y comunicaciones (-0,5%), reflejando en general la debilidad del consumo de los hogares.

En las tres provincias aragonesas la tasa anual de inflación en enero presenta valores positivos, con Teruel a la cabeza (1,5%) seguida de Zaragoza (1,0%) y Huesca (0,9%).

Por comparación con el mes precedente, los precios disminuyeron un 1,0% en Aragón debido a las fuertes rebajas en vestido y calzado, cuyos precios cayeron un 13,4% respecto a diciembre, así como menaje (-0,8%) y ocio y cultura (-2,0%), en este último caso debido a la finalización de la temporada vacacional navideña.

En el apartado de las subidas mensuales de precios destacaron los casos del transporte (1,9%) y vivienda (0,9%), en ambos casos como consecuencia de los aumentos de precios de combustibles y carburantes, así como bebidas alcohólicas y tabaco (1,5%) debido al aumento de los impuestos especiales.

La inflación subyacente, que es aquella que excluye de su cálculo los alimentos no elaborados y los productos energéticos, se situaba en enero en el 0,3% anual en Aragón, una décima por debajo del registro del mes anterior. En el conjunto de España la subyacente cedía dos décimas respecto a diciembre y quedaba en el 0,1%. En suma, es al eliminar la influencia del petróleo cuando se observa con mayor claridad el impacto que la situación económica está teniendo sobre los precios de consumo en España.

El Banco Central Europeo espera que la inflación se mantenga en torno al 1% a corto plazo, siendo previsible que a más largo plazo la inflación siga siendo moderada durante el horizonte temporal relevante para la política monetaria, de modo que la evolución de precios, costes y salarios continúe acompasada con una lenta recuperación de la demanda en la zona del euro.

En este contexto, es importante destacar una vez más que las expectativas de inflación a medio y largo plazo siguen firmemente ancladas en niveles compatibles con el objetivo del Consejo de Gobierno del BCE de mantener la inflación en tasas inferiores, aunque próximas, al 2%.

Los riesgos para estas perspectivas siguen estando en general equilibrados en opinión del BCE, y se refieren en concreto a la actividad económica y la evolución de los precios de las materias primas. Asimismo, las subidas de los impuestos indirectos y de los precios administrados podrían ser mayores de lo que se espera actualmente, debido a la necesidad de saneamiento presupuestario en los próximos años.

martes, 12 de enero de 2010

La Diputación de Zaragoza abre el plazo para solicitar ayudas en proyectos de Desarrollo y Solidaridad Internacional por un importe de 731.500 euros

10.1.2010.

 


En Aragón Liberal

Los proyectos tienen que entregarse a lo largo del mes de enero y en esta convocatoria se ha simplificado la tramitación, que se podrá hacer por medios informáticos, así como la justificación, tal y como venían solicitando la diferentes ONG,s.

La convocatoria que rige las ayudas que la Diputación de Zaragoza  convoca todos los años para proyectos de desarrollo y solidaridad internacional ya han sido publicadas en el Boletín de la Provincia. En dichas bases se recoge que el importe de la subvenciones asciende en este ejercicio a 731.500 euros, lo que supone un incremento del 3% con respecto al año anterior. A este presupuesto hay que sumar las cantidades que se destinan en cada ejercicio para ayudas de emergencia y que suele rondar los 60.000 euros.

Los proyectos tienen que entregarse a lo largo del mes de enero y en esta convocatoria se ha simplificado la tramitación, que se podrá hacer por medios informáticos, así como la justificación, tal y como venían solicitando la diferentes ONG,s.

Mientras que los beneficiarios del plan de cooperación son las organizaciones no gubernamentales, las entidades públicas o privadas de los países del Tercer Mundo y los colectivos sin fines de lucro legalmente constituidos, los objetivos se centran en satisfacer las necesidades básicas de la población, relacionadas con alimentos, viviendas, salud, educación, servicios sociales o pequeñas infraestructuras; impulsar, desarrollar y ejecutar acciones de desarrollo local sostenible y sostenido, mediante la ejecución de infraestructuras y equipamientos para la prestación de servicios básicos, y acciones de sensibilización, como promover el comercio justo y la ayuda humanitaria.

En cuanto a los países destinatarios de las ayudas, existen unas prioridades que se centran en determinados países de América Latina y el África subsahariana. Pero también se tienen en consideración países como  Palestina, Sáhara occidental, zonas de África y Asia que acogen refugiados saharauis y palestinos, India, Pakistán, Afganistán y Marruecos.